• Lectura y descarga
  • Inscripciones online
  • Click aquí
Previous Next

Ver fotos del evento

La segunda entrega del Ciclo de Cine Judicial 2017, se llevó a cabo el 19 de abril en el salón La Misión del Centro de Capacitación, con la proyección del filme Erin Brockovich, estrenada en el 2000, dirigida por Steven Soderbergh, con el protagonismo de Julia Roberts, Albert Finney y Aarón Eckhart entre otros.

Finalizada la proyección y con la participación de la Dra. Silvia Kloster, especialista en cuestiones ambientales, se reflexionó sobre los contenidos de la película, haciéndose particular hincapié, en la normativa existente en la provincia y en la nación, que obliga a los responsables (tanto personas físicas como jurídicas), a la implementación de protocolos para la protección del medio ambiente.

También se señaló la importancia de contar con el derecho al acceso a la información, que muchas veces es difícil y/o imposible acceder, especialmente a la referida a todo procedimiento que pueda tener algún impacto medioambiental, en poder de las personas y/o empresas.

Es dable destacar que en la oportunidad se contó con la presencia de alumnos de la carrera de Abogacía de la Universidad Gastón Dachary.

La sinopsis del filme señala:

Basada en hechos reales, cuenta la historia de Erin Brockovich, una madre soltera desempleada que tras sufrir un accidente de tráfico decide demandar al culpable, contratando a un pequeño despacho de abogados de California dirigido por Edward L. Masry. Tras perder la demanda, Masry se ve forzado a contratar a Erin como asistente legal.

En su nuevo trabajo, mientras ordena documentos inmobiliarios Brockovich encuentra algunos informes médicos. Con el beneplácito de su jefe, emprende una investigación que la lleva a descubrir que la Pacific Gas and Electric (PG&E) está comprando las viviendas cercanas al cauce del agua que consumen los habitantes de Hinkley (California).

Brockovich descubre que el agua presenta altas concentraciones de Cromo Hexavalente, consecuencia de un vertido de PG&E. Luego de entrevistar y convencer a los vecinos del desértico pueblo, el modesto bufete de abogados inicia la demanda ante los tribunales.